Internacionales

Bolivia: Apresan a hombre que arrojó a su bebé del techo dejándola inválida y ciega

Cochabamba – Bolivia: Un hombre que era buscado desde hace cinco meses, por violencia doméstica contra su esposa y por tentativa de infanticidio contra su hija de un año y seis meses, fue capturado en Tránsito de Cochabamba, cuando intentaba tramitar una licencia de conducir con un carnet de identidad falso. Fue aprehendido, sometido a una audiencia de medidas cautelares en Arani y luego detenido preventivamente en el penal de El Abra.

La brutal agresión ocurrió el 14 de septiembre de 2017, en Arani. Los padres de la niña, de 27 y 25 años, ya no vivían juntos por múltiples problemas familiares. Una semana antes, el 8 de septiembre, Máximo G.Q. había invitado a su pareja y a su hija a acompañarlo a un viaje al Trópico, pero las llevó a una habitación que tomó en alquiler en la planta alta de un inmueble en Arani.

La madre de la niña relató después que aceptó la invitación en un último intento de resolver sus diferencias. El 14 de septiembre ella le pidió que retornen a la ciudad, para ver a su familia, pero Máximo le comunicó que se irían a otro departamento y que ya no volverían a la Llajta. La mujer se negó y le dijo que volvería por sus propios medios. Máximo estalló en ira y empezó a abofetearla y patearla en todo el cuerpo.

Mientras su pareja yacía en el piso de la habitación, el hombre tomó a la hija de ambos, entonces de un año y un mes de vida, y la arrojó afuera de la casa, desde la planta alta. Fuera de sí, Máximo G.Q. saltó de la misma altura al patio y continuó pateando a la niña en la cabeza y en la espalda. La madre bajó corriendo las escaleras y protegió con su cuerpo a su hija, mientras seguían lloviendo los golpes. Finalmente, él huyó del lugar al ver que su hija no recobraba la consciencia.

Los comunarios lo buscaron para aprehenderlo, pero el hombre se internó en el cerro y desapareció por cinco meses. La madre de 25 años trasladó a su hija al hospital de Punata, pero, por la gravedad de sus lesiones fue remitida al hospital pediátrico Manuel Ascencio Villarroel, donde luego de varias semanas de estudios y tratamientos, se estableció que la pequeña Lizeth sufrió lesiones irreversibles.

La jefa de seguridad de la fuerza antiviolencia, Natali Tordoya, confirmó que la niña quedó inválida por una lesión en la columna y también perdió la vista, por los golpes en la cabeza.

Máximo G.Q. ya fue imputado por tentativa de infanticidio y la jueza Raiza García ordenó su detención en El Abra.

20 años
La tentativa de infanticidio es un delito que se sanciona con 20 años de cárcel. La niña no puede mover el cuerpo de la cintura para abajo.

Leer Todo

+ Noticias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar